Construyendo una cultura de flexibilidad

Dos mujeres y un hombre. Dos madres y un padre que no han renunciado a su vida laboral y han querido luchar por lograr ese equilibro entre su espacio personal y laboral. Nos acercamos a conocer la historia de tres trabajadores de Roche España que nos cuentan su experiencia con la política de flexibilidad horaria de la compañía.

Según su definición, flexibilidad es la “capacidad para adaptarse con facilidad a las diversas circunstancias o para acomodar las normas a las distintas situaciones o necesidades”. Para Roche, sin embargo, es mucho más: es combinar tu vida personal y profesional tengas o no tengas hijos, es poder cumplir tus metas sin renunciar a tu familia y es conciliar independientemente de tu cargo o responsabilidades.

La flexibilidad está más que nunca en boca de todos. Conocidas son sus múltiples ventajas para el rendimiento del trabajador y la mejora de la productividad en la empresa. Para el empleado, la flexibilidad horaria es un aliciente cada vez tenido más en cuenta para valorar nuevas ofertas o continuar en el puesto actual. Se está convirtiendo en una de nuestras grandes preocupaciones, independientemente de la generación o tipo de perfil. Y aun así, sabemos de la dificultad que existe para la mayor parte de empresas en establecer unas jornadas flexibles cuando el día a día exige coordinación y trabajo en equipo que conlleva tiempo en oficina. ¿Ilusión o realidad?

Nadie dijo que fuera fácil, pero empresas como Roche intentan que la flexibilidad horaria pueda estar al alcance de cada una de sus personas y que sobre ellas recaigan, en la medida de lo posible, la gestión de su vida diaria sin que el trabajo sea impedimento.

Patricia, Cristina y Javier, nos cuentan su propia experiencia.

Woman with children in a park

La flexibilidad entiende de objetivos

Patricia Aberasturi es la responsable de Business Insight & Forecasting Manager, centrados en proporcionar información que ayude a la toma de decisiones, en las diferentes áreas y en estar al día de la industria farmacéutica, así como a las previsiones de ventas de los diferentes productos de la compañía.

“Llevo 17 años en Roche, y vivo, a unos 30 kilómetros de las oficinas, dónde vives y lo que tardas en llegar a tu trabajo es el primer punto para que comencemos a hablar de flexibilidad”. Patricia es madre y sabe que la familia es uno de los pilares claves por los que comienzas a ser consciente y defender la necesidad de un ajuste flexible de horarios; pero ella más que nadie defiende que esta posibilidad no sea sólo para los que tienen hijos, “todo el mundo tiene su parte personal de la que hay que disfrutar lo más que se pueda”  y así intenta aplicarlo con las personas de su equipo, independientemente de su situación fuera de la oficina.

“Hay que dar un paso más. Para mí incluye, por ejemplo, empezar a trabajar las primeras horas en casa y luego poder ir a la oficina. Que no se considere que cuando tú has llegado es cuando has empezado a trabajar”.

“La clave por la que Roche se va acercando desde hace años a un modelo admirado por sus propios empleados fue debido a una transformación en la gestión“. Patricia hace referencia al cambio experimentado hace años, cuando fueron eliminadas las famosas “tarjetas de fichar”, como ella misma explica, y se pasó a trabajar por objetivos. “Ahora la flexibilidad horaria se está concibiendo como algo natural. Ya es algo normal cuando ves salir a tus compañeros antes o no yendo un día por la oficina, y esta flexibilidad me ha permitido crecer y desarrollarme profesionalmente y compatibilizarlo con las exigencias del día a día en el lado personal”.

Woman in a garden

Flexibilidad sin renunciar a tu ilusión profesional

De delegada en un ámbito comercial y promocional al área de Hematopiel como Medical Scientific Liason Leader, uno de los roles más competitivos y de mayor especialidad científica en la industria farmacéutica. Cristina Sevilla lleva once años en Roche España y dentro de la compañía fue donde alcanzó su madurez profesional y personal.

“Yo tengo dos niñas. Una de seis años y otra de nueve años. Ambas nacieron cuando yo estaba en Roche [...] ¿Que cómo es un día normal? Nunca hay un día igual. Son todos bastante intensos. Puede ser que esté en oficina o viajando. Eso implica un nivel de organización y planificación elevado, tanto en mi vida profesional como personal”.

Pero para los más escépticos, se puede. Es posible crecer en lo personal y también en lo profesional y ahí es donde Cristina destaca cómo Roche lo ha hecho posible gracias a la libertad horaria.

“No por tener niñas he reducido mi actividad profesional, todo lo contrario. Creo que se puede desarrollar paralelamente. Es una opinión y claro que hay veces que me planteo si estoy haciendo lo correcto, porque son dos niñas que tienes que educar. Pero cuando me entran esas dudas, al final pienso en la educación que también les doy y en el hecho de que ser mujer o mamá o papá no tiene que restarte de nada como persona y en tu desarrollo. Por eso quiero que ellas, el día de mañana, puedan trabajar y formar una familia y tener una vida paralela a la profesional, la que ellas decidan. Ojalá yo les sirva de ejemplo”.

Family skiing

Flexibilidad para todos

Javier Álvarez lleva ocho años en Roche, trabajando dentro y fuera de Madrid ya que su posición, Franchise Head, implica un elevado nivel de viajes tanto nacionales como internacionales, al estar enfocado en la parte de Negocio y Ventas de la compañía. Javier es padre de tres niñas de ocho, seis y tres años.

“Antes te preocupabas solo de ti, de tu pareja y del trabajo. Luego pasas a preocuparte de tus niñas y todo lo demás pasa a un segundo plano”.

Javier cuenta con un grupo de entre siete y ocho personas a su cargo y éstas, a su vez, tienen un equipo similar. “Cuando lideras una equipo de personas hay más cosas de las que tienes que responsabilizarte, ellos son lo primero y tienes que dedicarles todo el tiempo que necesiten. Eso te obliga a permanecer siempre pendiente del móvil. Afortunadamente, trabajamos en una compañía que funciona por objetivos, que valora y prima que seamos responsables cada uno de nosotros en la posición que desempeñamos y que apuesta por la flexibilidad en lugar de cumplir un horario obligado”.

“Es importante que se tenga en cuenta queRoche es una compañía donde la prioridad son las personas y lo bueno es que no solamente la compañía tiene esa idea, sino que las personas que forman Roche también lo sienten. Somos conscientes de que trabajamos para hacer mejor la vida de las personas, por eso algo como la flexibilidad va dentro de nuestro ADN”.

Junto a todo lo comentado hasta ahora, es importante resaltar que la flexibilidad no puede depender del organigrama. “La flexibilidad es absoluta, tanto la que yo tengo como la que tienen todas las personas de mi equipo y no depende de la posición que desempeñas”.

Flexibilidad abierta, que entiende de edades y  situaciones personales en las que nos encontremos independientemente del puesto de trabajo que ocupemos. Flexibilidad que entiende de crecimiento profesional y personal. Un reto, pero sobre todo una meta que cada vez está más cerca y que marcará un antes y un después en la cultura laboral de nuestro país. Y en Roche no queremos ser menos.

Tags: Career Blog, Spain